Museo Dr. Francia

El Museo, ubicado en la ciudad de Yaguarón, era la casa donde vivía el Capitán José Engracia de Francia, padre del Dr. José Gaspar Rodríguez de Francia, Supremo Dictador del Paraguay. Se supone que el joven José Gaspar pasaba temporadas en esta casa.

La construcción de esta antigua vivienda data de la segunda mitad del siglo XVIII, periodo colonial, lo cual se hace evidente en su arquitectura, que nos habla de las costumbres de la época.

La tipología utilizada es la llamada “culata jovái”, muy propia de nuestro medio rural y que aun en nuestros días es muy utilizada en el interior del país. 

El Museo fue inaugurado el 17 de mayo de 1968 y actualmente depende de la Secretaría Nacional de Cultura.

En las salas del Museo se encuentra una colección de pinturas alto peruanas del siglo XVIII, además de tallas franciscanas y jesuíticas del siglo XVIII y una colección de retratos.

DIRECTORA: Estela Pereira,

TELEFONO: 0971 177 797

DIRECCIÓN: Km 49 dela ruta I Mcal. Estigarribia (A 200 metros de la Iglesia de Yaguarón)

HORARIO DE ATENCIÓN martes a domingo de 09:30Hs. a 14:30 Hs.

Fuente: Secretaria Nacional de Cultura

El DR. FRANCIA, el ideólogo de la Independencia Paraguaya. 

José Gaspar Rodríguez de Francia, conocido como doctor Francia, está considerado como uno de los principales ideólogos y artífices de la independencia de Paraguay. Su fuerte personalidad y férrea forma de gobierno ayudó a construir las bases de lo que es hoy el país sudamericano.

Rodríguez de Francia nació el 6 de enero de 1776 en Asunción. Su primera incursión en la política fue en 1808, ocupando varios cargos en el cabildo de la capital. Tras la independencia de Paraguay en 1811, Rodríguez de Francia fue nombrado como vocal de la Primera Junta de Gobierno y realizó el discurso inaugural de este nuevo estado independiente. El doctor Francia fue elegido, junto a Fulgencio Yegros, cónsul y tuvo que permanecer en el cargo durante un año.

Algunas de sus primeras medidas como cónsul fueron la instalación de nuevas guarniciones militares; la disminución de la importancia social, económica y política de los ‘europeos españoles’; prohibió las bodas entre paraguayos y extranjeros o el intento de expulsar a centenares de españoles del país.

El doctor Francia ocupó el cargó de Dictador Supremo de la República en 1814 durante cuatro años y en 1816 –antes de que concluyera su mandato– fue declarado dictador perpetuo. Su gobierno, basado en las ideas de Rousseau y de Benjamin Franklin, fue mejor comprendido por las clases populares que por los sectores privilegiados.

El país se volvió autosuficiente a nivel económico, ya que se limitó el contacto con el exterior y se favoreció a las empresas y productos nacionales. Pero no todos veían con buenos ojos el gobierno de Rodríguez de Francia, por lo que se crearon varios movimientos conspiradores en 1820. Sin embargo, ninguno de ellos pudo lograr su objetivo y terminaron fusilados en 1821.

Su salud comenzó a empeorar y finalmente el 20 de septiembre de 1840, hace hoy 180 años que falleció. El legado que dejo fue un país independiente pero que difícilmente podía transformarse en una democracia. Sin embargo, muchas personas piensan que sin él la historia de Paraguay hubiera sido distinta.